ASOCIACIONES – Grupo de petanca de Estella – Del Mediterráneo a Los Llanos

Un grupo de aficionados afina ya la puntería en la pista habilitada junto al muro del convento de Santa Clara

No tiene playa ni hace la temperatura del Mediterráneo, pero el paseo de Los Llanos acoge desde el pasado 21 de septiembre una pista de petanca como las que existen a lo largo de la costa. Aunque no abunda la afición a este deporte ni es tradicional en la ciudad del Ega, un grupo de unos diez vecinos defiende esta práctica que les permite disfrutar de su tiempo libre de una manera saludable. Animan a todo aquel que lo desee probar.

“No hay limitaciones ni para mujeres ni para hombres, de ninguna edad por encima de los 13 años, como dice el reglamento”, asegura el estellés de 83 años Luis Beitia Vicuña. Y de esta manera invita a participar a la ciudadanía de Estella. Beitia es el impulsor de la habilitación en Estella de una pista de petanca, una iniciativa que reunió en forma de firma los apoyos de 103 personas, lo que consiguió que el Ayuntamiento se tomara en serio la solicitud y construyera el primer espacio público para la práctica de la petanca.

“Esto surgió porque yo bajo a Torrevieja en primavera y en verano y allí juego con gente muy buena. Aquí en Navarra no hay mucha afición, de hecho coincido de vacaciones con gente de Pamplona y dicen que no tienen más que una pista. En Estella no había ninguna y me moví para que se hiciera la primera. Los que estamos aquí jugamos porque bajamos a Alicante, a Valencia, a Barcelona y allí sí que hay mucha afición”, explica.

La recogida de firmas movió al Ayuntamiento de Estella-Lizarra, que decidía construir la pista en la campa de Los Llanos, al abrigo del muro del convento de Santa clara. La pista, reglamentaria, tiene unas medidas de 15 metros de largo por 4 metros de ancho.

Jugar y ver jugar

Con tímidos rayos de sol, el grupo de aficionados hacía los primeros lanzamientos, conscientes de que será con mejor tiempo cuando la pista se llene de gente, de practicantes y de curiosos. “También se han colocado unos bancos para que quien lo desee pueda sentarse y estar por aquí. Estoy seguro de que se va a crear muy buen ambiente, porque todo el que pasa se interesa. Además, esto puede contagiar a otras localidades, como Ayegui y, quién sabe, igual un día podemos hacer un campeonato interpueblos”, añade Beitia.

¿Qué tiene la petanca que engancha a quien la practica? “Es algo que le gusta al que juega. El que no entiende lo ve y le puede parecer soso, pero es muy divertido cuando haces una buena jugada y, sobre todo, por los comentarios, por los piques, y por el propio deporte y su habilidad”.

Explican los aficionados que es una buena manera de estar entretenido y de mantenerse en forma. “A mí me falta el tiempo para hacer todas las cosas que me gustan, pero esto está muy bien”, añade otro de los jugadores, Marino Ortiz.

Para otros, la petanca es una alternativa a las pocas iniciativas que, dicen, ofrece Estella para la gente mayor. “De otra manera, salimos de casa y nos vamos a los bancos de la estación, al sol, a contarnos nuestras cosas, pero con la petanca, además, hacemos algo de ejercicio”. “Sí, en vez de estar andando por ahí, podemos estar haciendo algo de deporte. Cuando ya llevas jugando un rato, te notas los brazos cansados y también hay que agacharse, aunque podamos utilizar imanes para evitarlo”, explica Miguel Navarro.

El deporte de la petanca consiste en lanzar las bolas, con unos 600 gramos de peso, tan cerca como sea posible de una bola más pequeña. El lanzamiento se hace desde un círculo marcado con un aro en el suelo, con pericia y estrategia.

Origen romano

La petanca como se conoce actualmente nació en 1907 en la Provenza, en el sur de Francia, aunque los romanos ya jugaban con bolas de piedra. Su práctica la exportaron a la Provenza los soldados y marineros romanos y el nombre procede de la lengua provenzal ‘pieds tanquees’ (pies juntos), que derivó en Petanca.

“A partir de la primavera esto se animará. Queremos que vengan todos los que tengan bolas para jugar o que compren bolas y se sumen. Además, estamos esperando a que el Ayuntamiento haga, a continuación de esta, una segunda pista”, añade Beitia.

Título

DATOS

GRUPO: El grupo de aficionados a la petanca no es una asociación reglada, sino un grupo de amigos y conocidos unido por la práctica del deporte.

REUNIÓN PARA JUGAR: Con el buen tiempo, en ratos de sol al mediodía, o en verano, a última hora de la tarde con la fresca.

PARTICIPACIÓN: Todo el que lo desee puede jugar en la pista pública colocada por el Ayuntamiento a petición de los vecinos, que reunieron más de cien firmas. Es importante acudir con juegos de pelotas de petanca.

CARACTERÍSTICAS DE LA PISTA: Es una pista reglamentaria de tierra con unas dimensiones de 10 metros de largo por 4 metros de ancho.

ENTREVISTA


LUIS BEITIA. PROMOTOR.
“Es muy importante conocer el terreno”


¿Es difícil aprender a jugar a la petanca?

Es ponerse. Hay que conocer las reglas y, muy importante, conocer el terreno y pensar cómo hacer para darle a la bola. Tiene mucho de cálculo.

¿Está previsto regular el uso de la pista?
De momento no, el que venga tendrá que esperar a que termine la partida y después sumarse. No creo que haga falta organizarlo más, pero sí que sería bueno que hicieran la segunda pista, para tener más espacio y que pueda jugar más gente. También estaría bien que pusieran más bancos alrededor porque seguro que esto con el buen tiempo se llena.

Título

Contenidos relacionados

Deja tu opinión

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies