PRIMER PLANO – Rodrigo García de Galdiano – jefe de la Policía Municipal – “El nuevo sistema de la zona azul no funciona tal y como está pensado”

PRIMER PLANO – Rodrigo García de Galdiano – jefe de la Policía Municipal – “El nuevo sistema de la zona azul no funciona tal  y como está pensado”

El responsable de la Policía Municipal de Estella, Rodrigo García de Galdiano, tomó posesión del cargo el 9 de julio por designación del alcalde, Gonzalo Fuentes

Rodrigo García de Galdiano Usúa, de 45 años, afronta una nueva etapa en su carrera profesional como jefe de la Policía Municipal de su propia ciudad: Estella. Graduado en Derecho, se incorporó a la comisaría de Pamplona en noviembre de 2002. Durante tres años desempeñó su profesión en la brigada de Proximidad. Después, pasó a Seguridad Ciudadana, en donde los últimos años ejerció como cabo hasta que Gonzalo Fuentes, alcalde de Estella, le propusiera ser el jefe del cuerpo de Policía Municipal de su propia ciudad. Rodrigo García de Galdiano no dudó en aceptar la propuesta y el 9 de julio comenzó su nueva etapa profesional como responsable en la comisaría de Estella, con 24 agentes al frente. Tras casi cuatro meses en su nuevo puesto, analiza la situación actual de la ciudad, en la que el tráfico sigue siendo uno de los mayores problemas, y apuesta por la instalación inmediata de las cámaras de seguridad del casco antiguo para que el control de acceso y salida de vehículos pueda gestionarse a través de un sistema informático.

¿Cómo valoras estos primeros meses en tu nuevo cargo?
Profesionalmente es un cambio radical. Ahora me toca más organizar, gestionar, dirigir, y es muy diferente a las funciones que desempeñaba en Pamplona. Nunca hubiera creído que Estella tuviera tanto trabajo. Es una ciudad que tiene muchos eventos y hay que estar ahí. Personalmente me está viniendo bien desempeñar otro tipo de tareas ya que llevaba muchos años en la brigada de Seguridad Ciudadana.

¿Se nota mayor estabilidad en la comisaría?
Yo percibo que la plantilla está tranquila. Existen las preocupaciones diarias como en cualquier otro trabajo pero no percibo tensión ni dejadez a la hora de trabajar. Estoy muy contento.

¿Qué destacarías del equipo?
La profesionalidad. En Pamplona el cuerpo está más segmentado y cada uno tiene una función específica. En Estella, a todo el mundo le toca hacer de todo. Creo que hay muy buenos profesionales y que se implican mucho.

¿Se cubren las necesidades con los 24 agentes que integran la plantilla?
Yo creo que la comisaría de Estella tendrían que integrarla unos 30 agentes. Actualmente son 24 y hay 3 personas en la academia, que se incorporarán en diciembre. Actualmente, de estos 24 agentes, 3 son auxiliares que cubren los puestos de los 3 agentes de la academia, por lo que cuando estos últimos se incorporen, no sé si los auxiliares se mantendrán. Quizá podamos llegar a los 28 agentes.

“Otra de las necesidades que tiene Estella y
lo que ya se está trabajando es
en la eliminación
de las ratas”

“Valoro mucho
la cercanía de
la ciudadanía y
que es una ciudad muy acogedora”

¿En qué se centra actualmente Policía Municipal?
Abarcamos todo, desde la gestión del tráfico a la atención de incidencias, realización de informes, etcétera. Los temas más primordiales en el día a día son el tráfico, la atención de las incidencias, que últimamente están relacionadas con las ratas y los malos estacionamientos, los diferentes controles que se llevan a cabo en la zona, etc.

Es evidente que uno de los mayores problemas que tiene Estella sigue siendo el tráfico.
Sin duda. Es un problema que la ciudad viene arrastrando desde siempre. La situación de Estella hace difícil la gestión del tráfico. Día a día trabajamos para que haya el menor colapso de coches posible. A ello se añade el tema de los autobuses, que tengo que reconocer que está muy bien atado, es decir, que se gestiona de la mejor manera posible dentro de las posibilidades que hay. La solución parece que está en el boulevard, pero es un tema complejo que no sé quién se atreverá a ejecutar.

Últimamente se están produciendo muchos cortes de calles por obras, ¿cómo gestionáis en este caso la organización del tráfico?
Se han llevado a cabo diversas mejoras como la intervención en las juntas de dilatación del puente de Sancho el Sabio y el arreglo del bache de Lizarra. Ya se ha comenzado también con la Avenida de Yerri y hay otras muchas intervenciones previstas. En estos casos intentamos que los cortes y desvíos se lleven a cabo en días que consideramos que va a haber menos tráfico y, sobre todo, teniendo en cuenta a los autobuses. Hay que pensar que se intenta gestionar de la mejor manera y que el objetivo final es la mejora de nuestra ciudad.

¿Crees que continuará la Zona de Estacionamiento Limitado (ZEL) a partir de febrero? ¿Consideras que funciona?
El nuevo sistema de la zona azul no funciona tal y como está pensado. Considero que es un sistema que se implantó sin tenerlo desarrollado completamente. Actualmente se continúan haciendo ajustes. No sé si la solución sería volver a la zona azul o pensar una nueva fórmula. En general creo que la gente está contenta pero el objetivo de rotación no siempre se cumple y el sistema técnico falla.

¿Qué necesidades tiene la ciudad?
Uno de los temas que considero de total necesidad es la colocación de las cámaras de seguridad del casco antiguo para que el control de acceso y salida de los vehículos se gestione a través de un sistema informático. Es necesario eliminar los hitos y bolardos de las calles, son un gasto continuo, se estropean, acumulan suciedad y hay muchos que ni funcionan. El centro es muy turístico y hay que evitar el tránsito de vehículos. Otra de las necesidades que tiene Estella y en lo que ya se está trabajando es la eliminación de las ratas.

¿Tantas ratas hay?
Sí. La llamadas de quejas de los vecinos son continuas. Desde hace un tiempo hay una empresa encargada del tema y está llevando a cabo la desratización de toda la ciudad. A parte de la sequía, el mayor problema es la obsesión de la gente por dar de comer a los animales en la calle. Esto provoca que Estella se esté llenado de ratas y de palomas. Los excrementos de las palomas son muy corrosivos y provocan daños en toldos, tejas, etc. Hacemos un llamamiento para que, por favor, no se alimente a los animales en la calle.

Uno de los objetivos que marcaste cuando llegaste al cargo fue el estudio de las ordenanzas de terrazas, chabisques y civismo, ¿cómo lo estás gestionando?
La nueva ordenanza de terrazas estará aprobada para principios de año, probablemente. Falta poco para su presentación, la idea es que hosteleros e involucrados la conozcan, opinen y aporten su visión y ya, después de darla a conocer, aprobarla. Se trata de regular el espacio, los elementos a colocar y que los criterios estéticos estén unificados.
En cuanto a la de los chabisques se llevó a cabo una modificación en la cual se ponía fin a que este tipo de espacios tuvieran que tener todas las dependencias en la planta baja. Por lo demás, la ordenanza es la misma.
El tema del civismo en Estella está regulado a través de la ordenanza de Policía pero, en mi opinión, es muy antigua. En Pamplona se funciona con la Ordenanza Municipal sobre Promoción de Conductas Cívicas y Protección de Espacios Públicos y yo creo que se ajusta más a los tiempos actuales. Habrá que estudiarlo.

¿Cómo está el tema de droga en Estella?
La realidad es que sí se hacen actas de aprensión de marihuana. En los chabisques hay mucha gente joven que fuma, es muy fácil ­acceder a esta droga. En la merindad también hay, continuamente se incautan plantaciones.

¿Cuáles son las principales demandas de los ciudadanos?
Además de las quejas por las ratas también recibimos quejas por los estacionamientos de vehículos en zonas de vado. El problema es que el Ayuntamiento no cuenta actualmente con una grúa propia y hay problemas con este tema. Esperemos que se solucione pronto.

¿Qué objetivo te gustaría conseguir durante tu mandato?
Mejorar la ciudad. Me gustaría que la ciudad mejore actualizando las ordenanzas y ajustándolas a los nuevos tiempos, con el beneplácito de todos los involucrados.

¿Qué es lo que más valoras de tu ciudad?
Todo. Me parece la mejor ciudad del mundo. Valoro mucho la cercanía de la ciudadanía y que es una ciudad muy acogedora.

Aficionado al paleotraining

El paleotraining es una de las aficiones que ocupa el tiempo libre de Rodrigo García de Galdiano. Se trata de un método de entrenamiento diseñado para emular los movimientos básicos que el ser humano ha realizado durante la mayor parte de su historia, esos que se han compartido con primates, monos o incluso reptiles. “Suelo entrenar unos tres días a la semana”, informaba Rodrigo a Calle Mayor. Además de esta curiosa práctica, el nuevo jefe de la Policía Municipal de Estella es un gran aficionado a los deportes practicados al aire libre como el esquí, el barranquismo y el alpinismo

Contenidos relacionados

Deja tu opinión

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies