Llegó Olentzero

Llegó Olentzero

Cientos de personas arroparon al carbonero por las calles de Estella durante su visita anual del 24 de diciembre

Olentzero estuvo un año más en Estella, y en otras localidades de la merindad. En la ciudad del Ega empleó más de hora y media en desfilar por sus calles, saludando a todos los vecinos que se congregaron para verle. Hacía doce meses de la última Navidad, cuando el carbonero dejó sus obligaciones en la sierra para atender su único acto público del año y recoger el cariño de las gentes de Tierra Estella. A las cinco y media de la tarde del 24 de diciembre de 2009, la kalejira de bienvenida volvió a arroparle durante su paseo.

“Durante una hora y media, Olenztero y todos sus acompañantes recorrieron las calles más céntricas de Estella“
Los alumnos del centro, junto con sus profesores, disfrutaron de una tarde festiva y mágica. Sobre todo los más pequeños, parte activa de la pintoresca kalejira. No faltaron las ropas de caseros, ni música ni el baile para recibir a Olentzero como merecía. Tampoco quiso perderse el espectáculo la acompañante de Olentzero, Maridomingi, vestida de blanco y montada en su carroza.

En la kalejira de bienvenida a Olentzero de la ikastola participaron cientos de personas. Encabezaban la comitiva los joaldunak, seguidos por caseros o baserritarrak, la comparsa de oficios antiguos, niños de dos años, los danzaris txikis del grupo Larraiza, los gaiteros Deierri, el nacimiento viviente, alumnos de tres años, Olentzero, la banda de música, los alumnos de cuatro años, acordeones, alumnos de cinco años, grupo de danzas Ibai Ega, gaiteros de Estella, alumnos de los cursos de primero y segundo curso de Educación Primaria, txistularis, la coral Ereintza, los alumnos de tercero y cuarto de Educación Primaria, la imagen de Olentzero sobre andas, portada por alumnos, la fanfarre y numerosas familias que quisieron vivir la fiesta desde dentro.

Reparto de castañas
A lo largo de todo el recorrido que siguió la comitiva de Olentzero se arremolinó numeroso público. Olentzero saludaba desde su posición privilegiada, vestido con sus mejores galas y repartiendo castañas de la sierra. En su carroza se podían ver también otros alimentos propios del campo como las mazorcas de maíz.

El baile y la música siguieron el recorrido habitual. Desde el centro escolar, los participantes cruzaron la plaza de la coronación, las calles San Andrés, Baja Navarra, Mayor, la plaza Santiago, calle Calderería, plaza de los Fueros, calles Estrella y Navarrería para regresar hacia la ikastola por las calles Mayor, Baja Navarra, San Andrés, plaza Coronación y San Francisco Javier. Niños y mayores pudieron disfrutar una tarde más de los momentos mágicos de la Navidad. Esa noche, Olentzero volvía a cumplir con los regalos en su noche más agitada del año.

Título

Treinta y nueve

Ya van treinta y nueve las ediciones de la cabalgata de Olentzero en Estella. Era el 23 de septiembre de 1971 cuando Lizarra Ikastola organizaba la primera kalejira. El personaje, montado en andas por un grupo de muchachos recorría la ciudad. Le acompañaba una carreta tirada por bueyes y un nacimiento viviente. Aquel primer año el recorrido comenzaba en la plaza de San Francisco y discurría por la calle Navarrería la plaza de los Fueros, la Inmaculada y calle Mayor para terminar en la Plaza Coronación. Hoy en día, el recorrido se ha ampliado, así como la participación. Treinta y nueve años después, la próxima edición será la cuarenta, la visita de Olentzero es uno de los acontecimientos tradicionales más esperados de la Navidad y de todo el año.

Título

Contenidos relacionados

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies