La iglesia del Monasterio de Irache recupera las visitas

La iglesia del Monasterio de Irache recupera las visitas

Una vez culminadas las obras, el Servicio de Patrimonio Histórico instalará paneles explicativos tanto de la tapa sepulcral como de la evolución arquitectónica del monumento

El pasado 16 de julio, la consejera de Cultura y Deporte, Rebeca Esnaola, visitó la iglesia del Monasterio de Irache, donde han culminado los trabajos de sustitución del pavimento, renovación de la instalación eléctrica y de iluminación, así como la colocación de nuevos bancos y la restauración de puertas. Hay que recordar que dichas obras han incluido una excavación arqueológica que descubrió la cimentación de tres iglesias y restos funerarios. El Servicio de Patrimonio Histórico instalará paneles explicativos tanto de la tapa sepulcral, como de la evolución arquitectónica del monumento. Una vez finalizadas las obras, se recupera el uso y las visitas a la iglesia, a la que se puede acceder desde el Monasterio.

El proyecto y dirección de los trabajos acometidos entre julio de 2019 y julio de 2020 ha corrido a cargo de los técnicos de la Sección de Patrimonio Arquitectónico del Servicio de Patrimonio Histórico, con un importe de 768.000 euros. Tras los trabajos preliminares, comenzó la excavación arqueológica planteada en el proyecto, cuya extensión estaba delimitada al crucero y primer tramo de la nave e inicio del segundo.

Se programarán sesiones explicativas con motivo de las Jornadas Europeas de Patrimonio

El objetivo que se perseguía era hacer aflorar los restos de una iglesia anterior, posiblemente del siglo X, con fundamento en la documentación histórica analizada. Sin embargo, la excavación se amplió por el alcance de los restos aparecidos y su interés para la historia del monasterio y de la arquitectura medieval navarra. Aparecieron numerosos enterramientos, sobre todo del siglo XVI al XIX, lo que provocó que se alargaran los trabajos en el tiempo y que se hiciera más difícil su lectura. Donde se pensaba que había una iglesia anterior a la actual –datada entre el segundo tercio del siglo XII y el primer cuarto del siglo XIII– se han encontrado las cimentaciones de dos edificaciones sucesivas anteriores, además de restos más antiguos. En la embocadura del ábside central apareció la tapa de una sepultura, con una inscripción que hace referencia al abad Teudano. Esta tapa se ha reubicado sobre un soporte en la nave lateral meridional para que pueda ser contemplada por el público. Desde Patrimonio Histórico se han encargado a diversos especialistas estudios o análisis relacionados con los materiales extraídos en la excavación arqueológica.

Sesiones explicativas
Además de la instalación de los paneles se programarán sesiones explicativas de la investigación arqueológica y documental, con motivo de las Jornadas Europeas de Patrimonio, que se celebrarán el último fin de semana de septiembre y el primero de octubre. Una vez finalizadas las obras, se recupera el uso y las visitas a la iglesia, a la que se puede acceder desde el Monasterio. Las vistas habían quedado interrumpidas desde el inicio de los trabajos en el interior del templo, hace tres años, aunque se podían recorrer otras dependencias del monasterio.

Contenidos relacionados

Deja tu opinión

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies