Andrés Díaz de Cerio. “A través del objetivo se mira de otra manera”

Andrés Díaz de Cerio. “A través del objetivo se mira de otra manera”

El estellés de 32 años firma la serie de imágenes ganadora de la iniciativa de la Asociación Aftelae dentro del ‘II Octubre Fotográfico’

Es más que fácil ver a Andrés Díaz de Cerio Casas (27/05/1981) con una cámara colgada del hombro. La fotografía representa su principal afición y le reporta innumerables, y también reconocidas, satisfacciones. Este año acumula varios premios: la mejor serie del Rally Fotográfico de Mendigorría y una foto de temática del concurso de la Berrueza. A estos dos triunfos, se suma otro muy importante, el premio a la mejor serie de fotografías del Rally Fotográfico de Estella-Lizarra, que organiza la Asociación Aftelae, de la que es socio, dentro del programa ‘II Octubre Fotográfico’. En opinión del ganador, la clave de la fotografía está en disfrutar y en saber mirar.

““Esta iniciativa acerca al arte y la cultura y muestra la cara más atractiva de la ciudad”“

¿Qué significa para ti este lugar, la iglesia fortaleza de San Miguel?

Yo soy de este barrio, vivo cerca y me gusta mucho este lugar por las vistas de Estella, sobre todo al atardecer y al amanecer. Tiene el encanto de la parte antigua y la he fotografiado por dentro, por fuera, y también desde lo alto. La sacristana me dejó una vez entrar y pude hacer fotos desde los pasillos interiores que bordean la iglesia. 

Pero no solamente esta foto ha sido premiada, ganaste otra más y el premio principal del rally, la serie de ocho imágenes. ¿Lo esperabas?

Me quedé muy sorprendido. Sabía que había ganado dos fotos de temática, así que cuando me dijeron que también la serie no me lo podía creer. Si ya estaba contento con dos fotos imagínate con toda la serie. Además, la selección se hizo entre las propuestas de unos setenta participantes, por lo que me siento muy satisfecho. 

¿Qué tiene este rally fotográfico de especial?

Para mí que es en Estella y sobre Estella. El tema de las pistas, el hecho de que tengas que adivinar primero el motivo de las fotos, permite la socialización con otros participantes. El punto fuerte de esta prueba es que fotografías rincones de Estella, que te acercan al arte y la cultura y que se muestra la cara más atractiva de la ciudad. Es una buena promoción. 


Eres desde hace años un gran aficionado a la fotografía, ¿cómo te iniciaste? 

Estudié en la Escuela de Artes de Pamplona y varias de las asignaturas que elegí estaban relacionadas con la fotografía. Con la tecnología digital me tocó evolucionar y la verdad que, aunque empecé más en serio a partir de los 16 años, ya la fotografía me ha gustado de siempre. Mis padres me dejaron una Nikon que siempre llevaba encima. Disfruto mucho con esta afición. 

¿Eres de los que prefieren mirar a través del objetivo?

Sí, porque te permite descubrir muchas cosas. A través del objetivo se mira de otra manera; se observa y se descubren cosas muy diferentes a las que capta el ojo normalmente y aprendes a seleccionar. A veces crees que el motivo es uno y luego coges la cámara y ves que un pequeño detalle de al lado le da toda la fuerza. 

¿Cuántas fotografías haces durante unas vacaciones?

Muchas. No tengo costumbre de tirar en ráfaga y busco mucho la foto pero aun así durante una semana de vacaciones se llenan tarjetas. A veces sí que hago selección sobre la marcha y borro las que no me interesan. 

¿Se ha perdido con la tecnología digital el encanto de la fotografía?

Lo digital facilita mucho, pero es cierto que antes, cuando utilizábamos carrete, de 24, de 36, las que fueran, pensabas en que se gastan y en lo que ibas a pagar revelándolas. Por eso las fotos se pensaban mucho y estaban más cuidadas. Ahora no existe la presión de economizar que aportaba a cada foto algo más de sentimiento y de carácter propio, pero es más fácil conseguir la fotografía; si tienes cuatro opciones de encuadre las haces todas y luego eliges. 

¿Qué es lo que te atrae del arte de la fotografía?

El recuerdo que despierta una fotografía, de cuadrilla, de la familia… Si tú has sacado esa foto recuerdas las circunstancias, cómo colocaste a la gente; te hace pensar y revivir el momento. También me gusta el hecho de poder captar con la cámara lo que el ojo no ve, por ejemplo en fotografías nocturnas.   

Existe muchísima afición a la fotografía en Estella, ¿a qué crees que se debe? 

Siempre la ha habido, aunque las cámaras digitales la han promocionado mucho más. Ahora ves muchísima gente en la calle, en cualquier momento, con una cámara, con un Ipad o un móvil. Yo la verdad es que animaría a la gente a sacar fotos, a no tener miedo a salir a la calle. Sacar buenas fotos es cuestión de tiempo, de horas. No ha de ser una obligación, sino una manera de disfrutar. 

Título

Datos

La foto preferida

“Me quedo con la de la calleja Chapitel. La he fotografiado muchísimas veces, sobre todo de día. Probé con chispas y probé también con luz cálida y luz fría y salió. Me gustó el resultado”.

La foto que más se resistió

“La foto de Los Llanos. Primero probé desde la poza del Agua Salada, pero no me gustaba nada. Luego fui a la playa e hice fotos con los niños jugando. Los incitaba un poco para pillarles algunas posturas o gestos, tirando piedras, por ejemplo. La que elegí me gustó por la sombra que creaba y porque el niño estaba muy natural”. 

Título

Contenidos relacionados

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies