La plancha y la aguja en Azuelo

La plancha y la aguja en Azuelo

Una exposición muestra hasta el 31 de agosto la evolución de las labores domésticas

La Asociación Santa Engracia de Azuelo rinde homenaje a dos labores tradicionales: la plancha y aguja. Hasta el 31 de este mes se puede visitar en la casa de ‘La Conrada’ una exposición que pone en evidencia la importancia de la cocina en la vida familiar, como lugar de reunión para las labores, la plancha, la cría de los pollitos, la elaboración de la matanza, el lugar de elaborar las conservas, escuchar la radio, iniciar la tertulia o tomar el café.

La muestra toma el testigo y sigue la línea de otras realizadas en ediciones pasadas, como una sobre la colada. La nueva muestra se desarrolla en orden cronológico. Comienza con la cocina de hogar y las planchas que se llenaban de ascuas, la rueca donde se hilaba la lana y las agujas de punto para tejer la lana con la que se confeccionaban todo tipo de prendas de vestir. También se puede ver en la exposición una máquina de coser que había que accionarla mediante una manivela. 

La exposición continúa con la cocina económica, donde se calentaba la plancha por contacto sobre la placa. Salen al mercado también las primeras planchas eléctricas. Esta parte de la exposición se completa con el trabajo de ganchillo, bolillos, una máquina de coser accionada con los pies y otra joya de la exposición, un anafe u hornillo de carbón o leña a la que se adosan seis planchas de las de calentamiento por contacto. 

El final del recorrido lo marca la cocina de butano. Un hornillo de marca Agni, una máquina de coser eléctrica, de las primeras que llegaron a Azuelo, y una de las primeras planas de vapor indican la llegada de la labor del planchado y la aguja a la vida moderna. 

Otras piezas que completan la exposición son una máquina de coser eléctrica de los años cincuenta que servía para coger puntos y carreras a las medias y dos figurines de moda de los años 20. En la muestra se puede ver también numerosas labores realizadas por las mujeres de Azuelo a lo largo de las décadas y que en muchos casos han completado ajuares y dotes. El horario de visitas es de 18 a 20 horas, de lunes a viernes, y los sábados, domingos y festivos, ampliadas, de 12 a 14 horas y de 18 a 20 h.

Título

Contenidos relacionados

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies