El buen tiempo y las oportunidades llenaron las calles de Estella

El buen tiempo y las oportunidades llenaron las calles de Estella

La feria ‘Lizarrastock’ se celebró con éxito desde el 7 al 9 de marzo

La gente no pudo evitarlo. Salió a la calle llamada por las oportunidades de la octava edición de la feria ‘Lizarrastock’ y por el tiempo primaveral que animó a las compras. El fin de semana del 7 al 9 de marzo, de viernes a domingo, la ciudad cambió completamente gracias a la participación de treinta establecimientos, que secundaron la iniciativa de la Asociación de Comerciantes, Hostelería y Servicios de Estella-Lizarra, y a los cientos de clientes que se acercaron en busca de las ofertas de fin de temporada.

“Participaron 30 establecimientos que expusieron sus artículos en la plaza de los Fueros o delante de sus locales ”

A primera hora de la mañana del viernes, los comerciantes comenzaban a instalar los stands delante de sus establecimientos o trasladaban la mercancía a las pequeñas carpas colocadas en los portales de la plaza de los Fueros. Los más alejados de las calles céntricas optaron por esta opción. Así, el epicentro de la ciudad se dio cita una variada representación de sectores, desde el deporte hasta el calzado pasando por la alimentación, el hogar y los productos de estética y peluquería, novedad en esta edición de la iniciativa. 

Comercios de estos sectores y también de otros, como la lencería, la mercería, la iluminación, los complementos o la moda infantil, completaban la oferta en las calles próximas, como la calle Mayor, el paseo de la Inmaculada, la San Andrés y Comercio. Un año más, la hostelería –siete bares en concreto-, se implicó con la realización de ofertas especiales de pincho y bebida. El tren comercial y el hinchable de la Asociación contribuyeron a la cita como principales atracciones para las familias y el público infantil. 

Balance positivo de viernes a domingo 

Desde la Asociación, la valoración de la gerente, Loreto San Martín, era claramente positiva, desde el inicio en viernes hasta el final en domingo. “El primer día es el mejor en cuanto a ventas, cuando la gente sale para aprovechar las oportunidades. El sábado es ya más de paseo pero, igualmente, un día bueno, como el rato de la mañana domingo. Sin necesidad de madrugar, esta tercera jornada la gente se da una vuelta. Los comerciantes están muy contentos en general”, apuntaba. 

A pesar de coincidir el Lizarrastock con la feria propia de Pamplona y Logroño, hasta Estella se acercó mucha gente de fuera. “Hoy en día prácticamente cada comarca tiene su propio mercado de oportunidades, pero Estella atrajo a mucha gente. El fin de semana bueno era este, después de Carnaval, y ya en marzo, cuando el tiempo está más estable. Además, es el momento para hacer el cambio de temporada en los comercios”, añadía la gerente del colectivo.  

Título

Contenidos relacionados

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies