Los mejores amigos los he hecho en el fútbol

Los mejores amigos los he hecho en el fútbol

Futbolista durante treinta años en seis equipos de Tierra Estella y Navarra, Manuel Chandía, cuelga las zapatillas

Treinta años son toda una vida. Es el tiempo que Manuel Chandía Aramendía (12/10/1972), de Zubielqui, lleva dedicado a la que considera su principal afición: el fútbol. Comenzó en el antiguo Salvat, donde pasó nueve temporadas, en el Izarra Promesas estuvo otras dos, nueve más en el Idoya, de Oteiza, un año en ‘El Valterrano’, otro en el Arenas y los últimos nueve en el Urantzia de Los Arcos, donde cierra etapa. Conocido también por sus trece años de arbitraje en fútbol sala, su intención ahora es centrarse en el arbitraje de fútbol 11 en hierba. El carné de árbitro federado ya lo tiene y arbitra en juvenil y regional. Su objetivo es poder arbitrar algún día en Regional Preferente.

“He tenido la suerte de disfrutar de 30 años sin lesiones importantes y de haber jugado más de mil partidos“

Las tres décadas de militancia en los diferentes equipos le han hecho ganarse cientos de amigos y conocidos. Ellos dedican a Manuel Chandía un homenaje el 4 de junio en Los Arcos, con partidos de fútbol y una cena y fiesta en el polideportivo. 

¿La jubilación llega por edad? 

Es sobre todo porque quiero centrarme en el arbitraje. Mi padre ya lo fue y los genes tiran. La verdad es que estaba en una etapa bastante buena. Todavía andaba bien, jugando todos los partidos y todos los minutos. Sí es cierto que llega un momento en que empiezas a tener miedo a posibles lesiones. 

Treinta años en el fútbol, no habrá mucha gente en Tierra Estella que pueda decir lo mismo.

Yo creo que ahora mismo no habrá nadie. Sí que había un jugador en Mendavia, en Regional, pero ya se retiró. Yo he tenido la suerte de disfrutar de treinta años sin lesiones importantes durante los que habré jugado más de mil partidos. 

¿Da pena cerrar la etapa?

Mucha pena. Se acerca el día del homenaje, que lo están llevando cuatro o cinco amigos, pero no me retiro injustificadamente. He arbitrado trece años en fútbol sala y ahora quiero pasarme al fútbol 11, en hierba. 

¿Qué tiene de especial el arbitraje?

Lo bonito es que eres juez de dos equipos de fútbol, mi principal afición. Si lo haces bien, la gente te respeta. La ventaja que llevo es que a mí un jugador difícilmente me engaña porque yo llevo treinta años en ello. 

¿Aunque sea el papel más impopular?

El árbitro se siente solo ante el mundo. Yo como jugador soy muy temperamental, digamos que de sangre caliente. Por ello, como árbitro, ya sé lo que me espera, que me chillen, pero los chillos motivan muchas veces tanto a un jugador como a un árbitro, según su temperamento. 

¿Qué te ha aportado el fútbol durante estas tres décadas?

Mucha energía. Me ha permitido desconectar de los aspectos negativos del día a día y cargar pilas. Gracias al fútbol estoy en forma a mi edad y los amigos de verdad los he hecho gracias al fútbol. 


¿El momento más bonito vivido en el fútbol en estos años?

El ascenso del Idoya en Olite. Fue todo el pueblo a vernos y nos sacaron a hombros. Luego vino una gran celebración. Ha sido el máximo éxito que he conseguido en estos treinta años y fue muy emocionante. Al descanso llegábamos con empate y en la segunda parte nos dedicamos a pasarle balones a Cambra para que marcara. No fallamos a la afición. 

¿Uno para olvidar?

Mi expulsión en el Idoya-Izarra, que me impidió jugar en Las Gaunas ante el Logroñés. Una pena no haber podido estar en el terreno de juego de un campo mítico. 

¿La mejor anécdota?

Una vez en Valtierra saltaron aficionados del público cuando me cambió el entrenador. Me decían “tú no eres de Oteiza, porque los de Oteiza no son tan malas personas”. Al año siguiente me fichó el Valterrano, yo sólo pensaba “¿y cómo vuelvo?”. La verdad es que Valtierra me acogió muy bien durante la temporada que estuve allí. 

La gente que te conoce, tus compañeros, te van a hacer una fiesta de despedida ¿qué significa para ti?

Quiero que todo salga bien, que haga un buen día para que todos podamos jugar. Esperamos juntarnos más de 500 personas y tendremos, además de fútbol, una cena en el polideportivo y música. Es el colofón a mi carrera y va a ser muy emocionante. 

 ¿Hay que animar a los chavales a jugar al fútbol?

Ahora mismo no hay tanta afición al fútbol como hace unos años porque existen muchos otros deportes, pero por supuesto, les animo a practicarlo. Da muchas satisfacciones. 

Título

Faceta televisiva

Treinta años ligado al fútbol y trece al arbitraje de fútbol sala no son el único motivo que le ha dado popularidad a Manuel Chandía. También la televisión ha contribuido a ello. Durante una etapa en la que él mismo afirma que quiso hacerse famoso, paseó por diferentes platós de televisión. Participó en ‘Ésta es mi gente’, ‘El Diario de Patricia’, ‘A tu lado’, en otro programa de Tele Madrid, y en el de TVE ‘Famosos o periodistas’. Hace unos días también colaboró en una tertulia sobre Osasuna en Popular Televisión, puesto que es un ferviente hincha del equipo navarro, socio del club y de la Peña Lizarra

Título

Contenidos relacionados

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies