El camino que lleva a… Azuelo

El camino que lleva a… Azuelo

El monasterio de San Jorge recoge desde principios de mes su tradicional recreación del nacimiento

La Asociación Santa Engracia no ceja en su empeño de mantener una de las tradiciones que más expectación genera entre los habitantes del valle de Aguilar y alrededores: la construcción del belén monumental de Azuelo.

Fue a comienzos del mes de noviembre cuando un grupo de socios y socias empezaron a asentar los cimientos de este particular montaje que recoge más de doscientas figuras.

En él se pueden encontrar entrelazadas escenas propias del paisaje y trabajos de Azuelo, con recreaciones típicas navideñas: la caza del jabalí, el águila y el ciervo en la sierra de Codés, el lavadero, el mercado, los leñadores en el monte; junto a los nidos de las cigüeñas en las torres del castillo de Herodes, la huida a Egipto…

La atracción cuenta, como no podía ser de otra forma, con escenarios dotados de movimiento, en perfecta sincronización, que comienzan a funcionar al alba y se detienen al atardecer. Parece que los niños columpiándose, el pescador, el olivarero, la molinera, el herrador, las pastoras y muchos otros personajes, cobran vida por unas horas para convertirse en el foco de atención de cientos de ojos que les observan hipnotizados.

La iluminación es otro de los puntos fuertes de este belén tan repleto de detalles: ciento veinte lámparas consiguen recrear el ciclo solar desde el alba hasta la noche. El agua corre abundante por un gran río. Sus “efectos especiales” logran hacer aparecer y desaparecer el ángel y que la estrella que guía a los Reyes Magos surque el firmamento hasta llegar al portal donde les espera un buen puchero de sopas hirviendo.

Desde la asociación, invitan a las visitas a disfrutar despacio y tranquilamente del belén, observando todos los detalles y espacios que representa, ya que éstos son lo que lo hacen tan especial: la huerta de cardos, puerros, calabazas, berzas; el brabán, la grada, la narria, el aladro, los carros; las hoces, zoquetas y hachas; las ropas de la lavandera, los cucuruchos de la castañera, los huevos fritos en la sartén de los pastores, la bota de vino… Decenas de referencias y narraciones escondidas, que harán iluminar el rostro de quien se detenga a observarlas.

HORARIOS DE VISITA

Laborables: 17:00-19:00
Sábados y festivos: 13:00-14:00 y 17:00-19:00
Se pueden concertar visitas en el teléfono 647.988.706

Contenidos relacionados

Deja tu opinión

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies